Una patente es de gran importancia para proteger una idea y que no sea susceptible de apropiación o réplica; además de esto, el patentamiento de una invención tiene unas características muy específicas, que no solo ayudarán a tu emprendimiento, sino que potencia el crecimiento académico y empresarial en el país.

La propiedad intelectual se divide entre derechos de autor y propiedad industrial, las cuales se relacionan con las creaciones de la mente (OMPI), como lo son invenciones, obras literarias y artísticas; sin embargo, en este caso nos concierne hablar, sobre la propiedad industrial, más específicamente sobre las invenciones. Estas son protegidas bajo la figura de la patente, que no es otra cosa más que el derecho exclusivo que se le concede al titular sobre la invención en cuestión.

Según Michel Foucault (Ávila-Fuenmayor, 2006), el conocimiento es adquirido en función de definir una verdad, y que en una sociedad la verdad es la transmisión de este conocimiento, a partir de normas y conductas. Siendo así, Foucault argumentaba que en una sociedad ejercer conocimiento es sinónimo del ejercicio del poder. Tener patentado tu invento, tus ideas y tu creación no solo te trae beneficios patrimoniales, sino que te da el poder sobre la invención que tú mismo creaste.

Este planteamiento supone un tratamiento especial para cada una de las invenciones, porque no son las ideas las que se protegen, sino el resultado que de estas nace.

Antes de presentar una patente, es importante que sigas algunos pasos o consejos, para que cumplir todos los requisitos del patentamiento no se conviertan en un laberinto sin salida.

  1. Definición de la invención: lo primero que debes hacer es plantear de forma clara y precisa de qué se trata tu invención, debes ser conciso para que a la hora de estudiar tu idea sea fácil entenderla en su totalidad, y no haya lugar a malas interpretaciones o falta de información acerca de lo que se está hablando.
  2. Estudio de patentabilidad: en este paso se hace un estudio riguroso para dar cuenta de 3 aspectos fundamentales que debe tener una patente, estos son:
  • NOVEDAD: se refiere a que la invención no pudo darse a conocer al público con anterioridad a la fecha de presentación de la patente.
  • ACTIVIDAD INVENTIVA: esto quiere decir, que no resulte del “estado de la técnica” de una manera evidente para un experto en la materia.
  • APLICACIÓN INDUSTRIAL: el objeto de la patente debe tener la facultad ser fabricado o utilizado en cualquier clase de industria.
  1. Redacción de la solicitud: redactar una patente puede convertirse en una diligencia complicada, que quita mucho tiempo y que exige una alta rigurosidad técnica. Para este paso primero debes tener en cuenta:
  • ¿En qué país, o países, desea obtener protección para la invención?
  • ¿Conoces alguna restricción o evento que impida la protección de tu invención en tu país o países donde quieras registrar tu patente? (CIMD, 2018)
  1. Figuras de la invención: estos pueden ser dibujos, planos, figuras o representaciones gráficas, su finalidad es hacer más comprensible la invención, explicando de forma visual de qué y cómo se compone y funciona.
  2. Redacción de reivindicaciones: ahora bien, redactar las reivindicaciones puede ser una de las partes más complejas, pues se deben delimitar los alcances de la invención y qué se va a proteger con la patente, por ende, debe ser clara, concisa y tener soporte en la descripción. En las reivindicaciones deben estar especificadas todas las características que tiene la invención.

Si tienes un invento y todavía no lo has patentado, existe una gran posibilidad de que tus ideas sean duplicadas y que un tercero pueda sacar primero la patente. Pero esta no es la única importancia de las patentes, pues la competitividad científica de un país se refleja en las patentes presentadas por sus ciudadanos, y le da un respaldo a nivel internacional para apoyar programas de ciencia y tecnología.

Proteger las invenciones es asegurar un futuro lleno de soluciones para las problemáticas del país, promover entornos de desarrollo, innovación y generación de nuevas tecnologías que puedan dar vía a grandes transformaciones sociales.

infografia patente, patente colombia, patentar

Referencias:

Ávila-Fuenmayor, Francisco. (s.f.). El concepto de poder en Michel Foucault. Telos, vol. 8, núm. 2, mayo-agosto, 2006. Recuperado de: http://www.redalyc.org/pdf/993/99318557005.pdf

Colciencias (s.f.). Patentes. Colciencias. Recuperado de:  http://www.colciencias.gov.co/portafolio/innovacion/patentes

OMPI [Organización Mundial de la Propiedad Intelectual. (s.f.). Manual de la OMPI de redacción de solicitudes de patente. Recuperado de: http://www.wipo.int/edocs/pubdocs/es/patents/867/wipo_pub_867.pdf

CIMD [Corporación Industrial Minuto de Dios].(2018). 6 tips para redactar una patente. Negocios [Blog]. Recuperado de: https://mdc.org.co/redactar-patente/

Protectia. (s.f.). Estudio de patentabilidad. Un paso previo a la solicitud de patente. Protectia, patentes y marcas. Recuperado de: https://www.protectia.eu/patentes/estudio-de-patentabilidad/

Escrito por Luisa Vélez