La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, en el año 2015, señaló que la economía digital tenía un crecimiento destacable a nivel global, como efecto al impacto de las TIC (Tecnologías de la Información y las Comunicaciones) como herramientas para optimizar las acciones de distribución comercial, educación y transporte, entre otras.

Aunque América Latina se ha convertido en un mercado emergente en cuanto al uso de las TIC, faltan muchas acciones para poder percibir los beneficios que los mercados digitales puedan brindarles a los países, aprovechando las múltiples posibilidades y oportunidades que brinda este mercado.

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) analizó aspectos y claves en los cuales la ciencia, la tecnología y la innovación, pueden desempeñar un papel fundamental para lograr el desarrollo en América Latina y en el Caribe, enfatizando que la apropiación de conocimientos de cada país determinará los desafíos que podrá afrontar en cuanto a la economía global.

economia digital, tecnologia, celular, innovacion, ciencia

Para poder avanzar en dirección a obtener los beneficios de la economía digital hay que entender algunos aspectos claves, lo cual facilitará el cumplimiento de los objetivos de desarrollo sostenible. A continuación un resumen de estos aspectos:

1. Líderes en Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+I) para la economía digital.

Las inversiones en I+D+I son consecuentes para investigadores y avances tecnológicos, así se contribuye a que el país aumente sus capacidades y conocimientos en la creación de soluciones tecnológicas.Es decir, al invertir en esta mataria, es proyectar una significativa mejoría para la economía. Un ejemplo de los países que más inversión hacen en esta materia son: Estados Unidos, Japón y China.

2. Tecnologías y habilidades para la economía digital.

La economía digital está impulsando tecnologías, lo que abre nuevas oportunidades para la generación de creación de modelos de negocios. Para aprovechar estos adelantos hay que apropiarse de la tecnología, esta es la base.

3. Acceso a tecnologías y plataformas.

Es claro que las tecnologías digitales han tenido un gran impacto en América Latina; sin embargo las investigaciones, en su mayoría, son realizadas en sitios o plataformas web, son creadas por fuera de los países latinoamericanos. Este es uno de los puntos más importantes que deben replantear las empresas latinas.

4. Gran impacto, generación de empleo.

La CEPAL ha identificado que en los países más desarrollados, los cambios tecnológicos están causando una pérdida de más de 5,1 millones de puestos de trabajo. Para enfrentar esta situación es de vital importancia actualizar las competencias de los ciudadanos y de los empresarios; sin duda este es el desafío más grande frente a la digitalización. Se estipula que se aumentará el empleo en áreas como:

  • Operaciones comerciales y financieras.
  • Administración.
  • Informática.
  • Matemáticas.

Y que las áreas en las cuales se perderán más empleos son:

  • Trabajos administrativos.
  • Manufactura.
  • Producción.

5. Emprendimientos de base tecnológica, promotores de la economía digital.

Cada día surge un nuevo producto en el ambiente digital. Las startups, los proyectos de emprendimiento con bases tecnológicas, impulsan a nuevas acciones para adquirir nuevos conocimientos. Dependiendo del alcance y proyección que estos proyectos logren se modifica no solo el aspecto económico, sino que también pueden tener alcances políticos en las sociedades, sin olvidar que es un impulso para la generación de empleo.

6. Promover el emprendimiento tecnológico – políticas públicas.

La generación y legislación de políticas es un aspecto de suma importancia para acortar las brechas que impiden y dificultan un emprendimiento tecnológico más masivo. Es determinante impulsar financieramente estos proyectos para desarrollar efectiva y productivamente las startups.

7. El internet de las cosas y su aporte a la economía digital.

El futuro de la economía está en las “cosas” pues han transformado los modelos de negocios y estos ya se basa en el internet de las cosa, que, es decir los nuevos modelos se basan en la interconexión digital de los objetos cotidianos.

La tecnología empieza a influenciar directamente la economía global, no se puede desconocer este hecho que está revolucionando el mercado mundial y es preciso empezar a accionar prontamente para reestructurar los modelos económicos que sean necesarios. Estas claves ayudan a direccionar el camino que se debe emprender para entrar en la atmósfera de la ciencia, tecnología y economía y así llevar a los países latinoamericanos a una evolución económica.